La perinola: Otra vida, otro mundo

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

No he sabido hacerme de otro método que el de la escritura. Cuando escribo, incluso en esta fría mañana de otoño, a mitad del bosque, voy buscando descifrar las claves imposibles, el acertijo de mi sangre. En eso consiste toda la poesía que se ha escrito, en buscar con desesperación ese tesoro que sabemos alguna vez tuvimos y que quizá hemos perdido para siempre; es una tarea infame, cruel, profundamente dolorosa. Esa es la única escritura en la que creo, la que sucede siempre a solas y que escasamente produce algo, acaso un montón de folios que van a dar (casi) siempre a la basura.

Sin embargo, lejos de asumir este oficio como una maldición, lo hago con placer, con alegría incluso, asumiendo esa otra racionalidad que necesito. Frente a la página en blanco no tengo dudas, toca caminar. Así lo hago ahora. Eso estoy haciendo, abriendo brecha a punta de palabras e intuiciones, llamándome a mí mismo a gritos, buscando sin buscar, haciéndome en el ritual cotidiano de la marcha. Estimo que poco más podrá decirse de este oficio enloquecido que yo tengo; es hora de decirlo con todas sus letras, los escritores no servimos a nada ni a nadie, solo acontecemos porque sí, con el mismo rigor con el que se amotinan las flores o se consume después de un largo estío toda la hoja seca de los montes.

Hay que mirar a los ojos, fijamente y con serenidad, los ojos oscurecidos de la locura. El mundo no es lo que aparenta y es necesario decirlo sin vacilaciones, ni pudores, ni lágrimas inútiles. Los escritores somos los menos inteligentes de los hombres, es cierto, pero cuando el oficio es de verdad y la convicción es profunda, un escritor es capaz de alcanzar cotas de un valor inusitado. Por mínima que esta sea, a mí me parece esta una victoria noble e inapelable que de algún modo, eso quiero imaginar, podrá justificarnos ante los tribunales de la memoria.

Separador - La Chicharra

Álex Ramírez-Arballo. Doctor en literaturas hispánicas. Profesor de lengua y literatura en la Penn State University. Escritor, mentor y conferenciante. Amante del documental y de todas las formas de la no ficción. Blogger, vlogger y podcaster. www.alexramirezblog.com

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Un comentario en "La perinola: Otra vida, otro mundo"

  • el 25 noviembre, 2021 a las 5:53 pm
    Enlace permanente

    Me gusta la prosa de Alex, y me gusta también sus poemas. No sé quién carajos dijo que todos teníamos que servir para algo, jaja, porque desde ese momento dejó fuera a los que más sirven, jaja.
    Abrazos.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *