Espejo desenterrado: Lucifer existe… y es de este mundo

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Por Karla Valenzuela
Karla Valenzuela
La nueva serie desarrollada por Tom Kapinos (el mismo de Californication) salió al aire en FOX hace apenas unos días. Se titula Lucifer, y por el nombre y productor ya podrán imaginar de qué se trata: excesos, sexo, derroche de dinero, drogas, ambición, soberbia y, por supuesto, cualquier pecado capital que usted guste y mande. Sólo que hay una peculiaridad: el protagonista, Lucifer (Tom Ellis),  se debate en ser humano, entre la capacidad de bondad y la maldad exacerbada.

Con genialidad inaudita, el personaje sortea toda clase de peripecias, haciendo uso de sus poderes, pero más de su astucia y así supera cualquier adversidad.

Sólo que esta vez hay que sumarle el prodigio que da la magia de fe y, entonces, ya Lucifer se puede percibir como un “hombre” llegado al mundo para luchar contra los “buenos” y, por qué no, debatiéndose entre la bondad que le otorga ser humano y la maldad para la que fue creado al ser hijo del mismo diablo.

La trama resulta divertida; en momentos sus diálogos parecen salidos de un cuento borgiano, incluso, con mucho de ironía. Además, la historia tiene el plus de que está basada en un cómic (The Sandman), pero sin llegar a ser todavía tan fantasiosa.

Los primeros episodios salieron ya hace algunos meses de manera underground; ahora, la cadena FOX la estrenó y todo pinta para que sea un éxito. Lo tiene todo y, para empezar, tiene la soltura de un personaje de cómic y también la ansiedad por experimentar de un ser humano que está reconociendo el universo que le fue encomendado destruir.

Tom Ellis, Lucifer

 

 


– PUBLICIDAD –

SUM Comunicación. Somos tus ideas


Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *