Celuloide: Dirk Gently's detective holístico

Celuloide: Dirk Gently’s detective holístico

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Por Jesús Ricardo Félix
Jesús Ricardo FélixEs viernes de semáforo amarillo en el norte de México, no traes ganas de leer, has agotado las películas y series “de moda”, la final de la NBA resulta aburrida, el futbol mexicano ofrece partidos lentos con arbitrajes dudosos, la MLB trasmite los juegos más disparejos de las eliminatorias, la NFL apenas comienza, el futbol europeo solo transmite por las mañanas y acaso el mediodía. Te encuentras acorralado por todo ese contexto del encierro y has caído en un enfado claustrofóbico-existencialista que te predispone a rechazar las ofertas comerciales del menú de las más conocidas plataformas.

¿Buscas propuestas de ciencia ficción con toques de comedia, absurdos, con acción y pretensiones surrealistas? es así como podrías recurrir a las aventuras del detective Dirk. Dirk Gently’s (2016) es una serie norteamericana con atmosfera europea escrita por Max Landis que es hijo de John Landis director de comedias de acción como The Blues Brothers (1980) o Espías como nosotros (1985) pero que también dirigió híbridos como el terror cómico de Un hombre lobo americano en Londres (1981) o Twilight zone: The movie (1983).

Max Landis escribió el argumento basándose en las novelas de Douglas Adams un autor británico reconocido en el género de la ciencia ficción que mezcla ingredientes de comedia. Está protagonizada por el actor Samuel Barnett como Dirk Gently y Elijah Wood como su asistente Todd.

Desde los primeros capítulos podrán detectar esa influencia british híbrido entre Doctor Who, tirándole a Sherlock Holmes con perros humanos y gatos tiburón que forman parte esencial de la encrucijada. Todd es un botones treintañero que vive con su hermana Amanda que padece pararibulitis una condición que le provoca alucinaciones. Uno de esos días en el edificio donde trabaja Todd ocurre un asesinato y es así como se percata de que comienzan a ocurrir cambios en su vida cotidiana. Aquí es donde el detective Dirk se introduce en el apartamento de Todd quien se niega a jugar el rol de Watson.

A pesar de que la propuesta está influenciada en las producciones antes mencionadas no por eso deja de contar con elementos auténticos que la convierten en una propuesta interesante. Dirk parece intuir cosas que ocurren, es un detective que no ocupa investigar, al ser holístico parece dejar que el destino le vaya dando las pistas que necesita para encontrar las respuestas y resolver su caso. El personaje conserva rasgos de asperger como una especie de Sheldon detectivesco, en otras escenas se nos presenta como egoísta o manipulador. En el caso de Todd parece hacer las cosas de mala gana, se rehúsa a aceptar su destino y se refugia en su rol paternalista para justificar su existencia. Como en las comedias de los ochentas hay un sin número de personajes involucrados en el enredo: un par de policías que espían a Todd, otro par de mercenarios cuyo origen no se especifica pero al parecer pretenden proteger a Dirk, los Rowdy 3 un grupo de anarquistas que parecen ser vampiros que se alimentan de la energía de Amanda y Dirk. Los villanos que no pueden faltar están liderados por un personaje al estilo de los hermanos Coen llamado Gordon Rimmer que encabeza a la secta Men of the machine.

Definitivamente recomiendo la serie para pasar un fin de semana entretenido, hay que mantener la mente abierta y sobre todo tenerle paciencia al inicio pues podría parecer absurda o no tener pies ni cabeza.





– PUBLICIDAD –SUM Comunicación


Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

One thought on “Celuloide: Dirk Gently’s detective holístico

  1. Dios santo!

    Cuánta televisión y cuánto tiempo para ver cada cosa!

    El primer párrafo de este texto es significativo. Se circunscribe al nombre de la columna: CELULOIDE. Por eso debe ceñirse uno al tema; pero, caray, también puede uno dedicarse a laver la ropa, a regar el jardín, a tirar la basura, a ver el noticiero, salir a caminar o correr, citar a una mujer en un café, jugar basquet a solas o tirar a la canasta junto a los amigos sin contacto riesgoso. Pero se trataba de hablar de una serie y en la propuesta se explica el interés del contenido; por lo cual se cumple el objetivo. Pero ese primer párrafo hizo que se me erizara la piel.

    Si llevo a mis hijas al parque ya se que me van a hacer correr, brincar, bailar, y que al otro día me dolerán las piernas; pero mil veces preferible a enfrascarme en un universo Netflix que se pasa los meses arrojándonos basura relativista sobre mundos extraños menos apasionantes y vitales que la existencia misma.

    Buen trabajo, Rich. Buen trabajo; perohay que salir hay tomar oxígeno y también escribirlo.
    Vayamos a ver Tenet, con un demonio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *